Miércoles, 16 de Abril de 2014
Al instante Renuncia director de inteligencia de Policía Federal

Renuncia director de inteligencia de Policía Federal

Apenas duró un mes en el cargo; la desorganización y falta de respaldo institucional, las principales causas de su decisión; otros 20 funcionarios pidieron su retiro o reubicación de la dependencia

Alberto-Amador-LealMéxico, DF. Sólo duró un mes en el puesto y hace unos días Alberto Amador Leal presentó su renuncia a su cargo de director de Inteligencia de la Policía Federal. Entre las razones que expuso a Manuel Mondragón y Kalb, subsecretario de Planeación y Protección Institucional de Gobernación, fueron la desorganización y falta de proyecto.

Aunque la salida del funcionario fue en buenos términos, las fuentes consultadas comentaron que otro de los motivos, no formales, que motivaron su salida es que no existe respaldo institucional, visión y porque principalmente están arribando a la institución personal sin experiencia y bajo perfil.

Amador Leal es un priista con trayectoria en la administración pública y, particularmente, en tareas de investigación e inteligencia. Por ejemplo, fue secretario general del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN).

La información recabada por este diario, con distintas fuentes de seguridad del gobierno federal, coincidieron en que por lo menos 20 personas más que ocupan mandos medios en la Policía Federal han comenzado sus trámites para su retiro o reubicación, ante el desmantelamiento de la estructura, procedimientos y mecanismos ya establecidos y que habían sido certificados, incluso, por agencias internacionales.

Aunado a que existe "una paralización" de la Policía Federal, porque sólo se cumple con tareas esenciales y a pesar de las peticiones de apoyo en operativos o en tareas de seguridad, se trabaja con el "mínimo de personal y buscando la menor movilidad", coincidieron tres de los funcionarios consultados.

"Se nos ha dicho que se trabaja en un diagnóstico de la Policía Federal y de todas las estructuras antes vinculadas, y que a partir de los resultados se diseñará la estructura y el plan institucional, pero se contradicen porque siguen llegando funcionarios del DF, y amigos o conocidos a ocupar cargos que ni siquiera se han creado, que tienen un perfil bajo por su poca experiencia, primero llegaron 90 y ahora van 20 más, si no hay diseño institucional, porqué se distribuyen las plazas", comentó una de las fuentes.

Las personas consultadas pusieron el ejemplo del director de Inteligencia, Alberto Amador Leal, que llegó al cargo apenas en diciembre pasado por invitación de Mondragón y Kalb, pero que prefirió renunciar "ante el desorden y falta de mando que opera al interior de la dependencia", detalló una de las fuentes consultadas.

Por su parte, funcionarios que comenzaron el trámite de retiro o la búsqueda de una reubicación, coincidieron que "no hay brújula" al interior de la Policía Federal y, en cambio, "están destruyendo lo poco o mucho que se construyó", colocando a personas sin preparación, sin autoridad y que "no respetan el trabajo".

La selección de funcionarios por parte del subsecretario de Gobernación Planeación y Protección Institucional, Manuel Mondragón y Kalb, ha generado polémica y ha llamado la atención de legisladores federales.

Por ejemplo, la designación de Enrique Francisco Galindo Ceballos como encargado de la Policía Federal. Dicho funcionario reprobó dos exámenes de control de confianza, fue sancionado por el ISSSTE por "negligencia administrativa" y recibió dos recomendaciones por violaciones a los derechos humanos cuando fue mando policial en San Luis Potosí.

Además, su tío fue detenido en dos ocasiones por presuntos nexos con el narcotráfico, en específico con Los Zetas.

Luego de que este diario divulgara esta noticia, el lunes pasado, la Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados informó que investigaría los antecedentes del funcionario a su paso por San Luis Potosí.

Antier, este diario también publicó que al frente de Plataforma México se designó a León David Pérez. Con 35 años de edad, psicólogo y pasante de ingeniero en sistemas, esta persona es la responsable de la base de datos más importante del país, con 550 mil fichas de criminales e información relacionada con la seguridad nacional del país.